PD_Family and Lifestyles_15061 El uso de la oración y otras prácticas espirituales para mejorar la salud se remonta a miles de años, a la época de Hipócrates y también a la de Maimónides. La incorporación de la espiritualidad en la medicina antigua parece no ser simple debido a la falta de diagnóstico y herramientas terapéuticas disponibles durante esa época (enormemente diferente a nuestra actual tecnología moderna), pero también debido a que la espiritualidad proporcionó una forma para que los doctores se enfocaran en el cuidado del prójimo.

Maimónides escribió, "Nunca podría ver nada más en el paciente más que un prójimo en dolor."

El sentimiento de esta declaración señala la necesidad de humildad en la medicina y la buena voluntad de los doctores para ser iguales a los que están en tratamiento: la medicina como una asociación, un concepto antiguo que está obteniendo nuevo reconocimiento, respeto y comprensión. El reconocimiento de la influencia de la espiritualidad en la curación y en el curandero podría ayudar a restaurar un equilibrio y sentido de humanidad donde podría estar faltando en el práctica moderna de la medicina.

Para ciertas culturas, tales como en la cultura de los indios nativos de los Estados Unidos, el uso de la oración y prácticas espirituales han sido una parte constante del cuidado médico. De hecho, otro autor sobre el tema escribe que la "intuición y la conciencia espiritual son las herramientas de diagnóstico más esenciales de un Curandero [indio nativo de los Estados Unidos]."

Medicina de Mente y Cuerpo

El concepto de oración y espiritualidad parece, en algunas maneras, ser el quid de la medicina de mente y cuerpo, de cómo los pensamientos y energía podría influir en la salud y curación. Muchos tipos diferentes de prácticas podrían ayudar a una persona a desarrollar una conectividad espiritual y un equilibrio de energía; algunos ejemplos incluyen oración, meditación, escritura de un diario, yoga y tai chi, entre otros.

Lo que todas estas prácticas parecen tener en común es que permiten a una persona lograr algún grado de claridad interna y equilibrio emocional con cada sesión, aunque los efectos más profundos podrían presentarse a medida que estas técnicas se vuelven parte de una rutina diaria.

La oración y otras prácticas se podrían realizar solas, en grupo o en una comunidad. En un entorno comunitario, la oración podría ayudar a disminuir los sentimientos de aislamiento y fortalecer los sentimientos de conexión y pertenencia así como también mejorar el sentido de identidad personal y autoestima.

¿Qué Es la Oración, Religión y Espiritualidad?

La espiritualidad y la religión no son necesariamente lo mismo. Se cree que la religión es la creencia y respeto a Dios u otro ser superior. La oración se puede pensar que es un acto de profundo asombro, respeto, incluso amor para este ser superior y generalmente toma la forma de confesión, alabanza o acción de gracias.

La espiritualidad se describe como ni tangible ni material, con el espíritu que representa "la naturaleza esencial de una persona." Se cree que la espiritualidad se refiere al significado final y propósito de la vida. Podría existir una conciencia intensificada y preocupación por dicho asunto cuando una persona está enferma o enfrenta la muerte.

Con frecuencia se utiliza la oración en un contexto religioso para conectarse al espíritu de una persona, asuntos espirituales y a Dios u otro ser supernatural. Pero es importante señalar que la oración se puede practicar fuera de un contexto religioso y que la conexión con el espíritu de otra persona y con Dios podría ocurrir a través de procesos aparte de la oración, tales como los que se mencionaron anteriormente, como la meditación, el yoga, el tai chi y la escritura de un diario.

¿Cómo Podrían Ayudar la Espiritualidad y la Oración?

Existen teorías que difieren sobre cómo la espiritualidad puede mejorar la salud. Primero, las prácticas espirituales, incluyendo la oración, podría proporcionar a una persona un sentido de plenipotencia o control. Es decir, la persona en necesidad de curación se involucra activamente en su propio cuidado. De hecho, incluso si la oración no tiene un impacto directo en el resultado del problema médico específico, esto podría llevar a un sentido de consuelo que, para la plenitud y el bienestar general, es muy importante.

Por ejemplo, un gran porcentaje de mujeres que se someten a tratamiento para la esterilidad usan un ritual tal como la oración en el día de un procedimiento programado. Aunque dicho proceso no incrementa la probabilidad de llegar a embarazarse, permite a las mujeres sentirse subjetivamente mejor a medida que pasan por el proceso del intento de llegar a embarazarse.

En segundo lugar, las prácticas espirituales podrían hacer que una persona se sienta más tranquila cuando se enfrenta a la muerte u otras circunstancias difíciles. En un estudio, 13 personas que practicaron la oración antes de someterse a bypass de la arteria coronaria fueron entrevistadas después de tener una cirugía exitosa y después de ser dadas de alta del hospital para averiguar cómo las ayudó la oración durante el proceso.

Sin excepción, dijeron que su forma individual de la oración las ayudó a enfrentar la incertidumbre y la posibilidad de sufrir la muerte; en el momento de su cirugía, sintieron que aceptarían cualquier cosa que pasara. Además, los pacientes después de la colocación del bypass quienes rezaron experimentaron menos depresión, un sentimiento bastante común después de este procedimiento, después de la cirugía en comparación de los que no lo hicieron.

Otras dos posibles explicaciones para el efecto de sanación de la espiritualidad incluyen el efecto placebo y la respuesta a la relajación. En este contexto, el efecto placebo se refiere a la creencia de la persona en que la oración la ayudará: esa creencia simplemente podría estimular la sanación.

La oración y otras prácticas espirituales, tales como las que se mencionaron anteriormente, pueden provocar la respuesta a la relajación, la cual se refiere a un proceso en el cuerpo que disminuye los niveles de las hormonas del estrés circulantes. A su vez, el ritmo cardiaco se vuelve lento, la presión sanguínea disminuye y la función inmunológica incluso podría mejorar.

En otros estudios se ha encontrado beneficios aparente con sanación a distancia, personas que rezan por pacientes hospitalizados. Sin embargo, estos estudios han sido criticados por los errores en el diseño. Sin embargo, la espiritualidad podría no ser susceptible a criterios estrictos con base en evidencia.

La espiritualidad es un aspecto importante del cuidado paliativo. Estudios indican que a la mayoría de los pacientes les gustaría que se trataran sus asuntos espirituales. Se ha desarrollado el movimiento de residencia para enfermos mentales con base en el modelo del cuidado, en que la dimensión espiritual (además del biológico, psicológico y social) es importante en el cuidado de pacientes. Actualmente the George Washington's Institute for Spirituality cuyo director es el Dr. Puchalski está llevando a cabo un estudio son La Espiritualidad y el deseo de Vivir en pacientes con VIH/SIDA. También the George Washington es una de las primeras escuelas de medicina que usan capellanes como co-mentores en el curso de la Práctica de la Medicina. Éste es un curso obligatorio donde los estudiantes aprenden sobre las habilidades de comunicación y espiritualidad.

¿Cómo Podría Lastimar la Espiritualidad y la Oración?

Sin embargo, existen casos donde la incorporación inapropiada o ineficaz de la espiritualidad en el cuidado de la salud puede tener efectos negativos. Por ejemplo, algunas personas con enfermedades serias, tales como el cáncer en particular, podrían sentir que sus oraciones no fueron escuchadas o que hicieron algo mal a través del proceso individual de la oración si se presentaron resultados negativos.

Para algunas personas, con sólo pensar o tener la idea de la oración, religión o espiritualidad plantea sentimientos de falta de confianza en uno mismo, autocrítica, temor o preocupación.

Por lo tanto, sólo debe usar las prácticas espirituales para obtener consuelo o entendimiento si esto es un enfoque adecuado y apropiado para usted con individuo. Es importante recordar que no existe una forma correcta o incorrecta de realizar cualquiera de estas prácticas. Sin embargo, podría ser cuestión de buscar una práctica particular que se ajuste y funcione mejor para usted.

Conclusión

¿Qué representa el resurgimiento del interés en asuntos etéreos en la medicina? Algunos dicen que el cuidado controlado, el cual ha disminuido el tiempo en que los médicos pueden pasar con los pacientes ha aumentado el deseo de enfocar la atención en asuntos que son de importancia profundamente personal para los pacientes. La idea, en parte, es que si una persona se involucra en conversaciones sobre creencias espirituales con un médico, entonces esto podría ayudar a restaurar la relación más "anticuada" paciente-doctor y facilitar la sanación.