LUNES, 16 de diciembre de 2013 (HealthDay News) -- Los investigadores afirman que han descubierto por qué los bebés que viven en casas con un perro son menos propensos a contraer asma y alergias en un momento posterior de la infancia.

El equipo realizó experimentos con ratones y halló que exponerlos al polvo de las casas donde vivían perros desencadenó unos cambios en la comunidad de microbios que viven en el intestino del bebé y que redujo la respuesta del sistema inmunitario a los alérgenos habituales.

Los científicos también identificaron una especie específica de bacteria intestinal que es crucial para la protección de las vías respiratorias contra los alérgenos y virus que provocan las infecciones respiratorias, según el estudio publicado en la edición en línea del 16 de diciembre de la revista Proceedings of the National Academy of Sciences.

Aunque estos hallazgos se obtuvieron con ratones, también es probable que expliquen por qué los niños que desde que nacen viven con perros tienen menos probabilidades de tener alergias y asma, señalaron los investigadores de la Universidad de California, en San Francisco (UCSF), y de la Universidad de Michigan.

Estos resultados también sugieren que los cambios en la comunidad de bacterias intestinales (el microbioma intestinal) pueden afectar a la función del sistema inmunitario en otras partes del cuerpo, indicó la colíder del estudio, Susan Lynch, profesora asociada en la división de gastroenterología de la UCSF.

"Los resultados de nuestro estudio indican que probablemente este sea un mecanismo mediante el cual el ambiente ejerce una influencia sobre la respuesta del sistema inmunitario a una edad temprana", indicó Lynch en un comunicado de prensa de la UCSF. "Es algo que estamos examinando en la actualidad con seres humanos en un estudio de gran tamaño con colaboración multi-institucional".

Afirmó que quizá sea posible usar las especies de bacterias intestinales beneficiosas a fin de remodelar los microbiomas intestinales para prevenir el desarrollo de las alergias y el asma, e incluso tratar los casos existentes.

"La manipulación del microbioma intestinal representa una nueva estrategia terapéutica prometedora para proteger a los individuos contra las infecciones pulmonares y las enfermedades alérgicas de las vías respiratorias", comentó Lynch.

Previamente, el mismo equipo de investigación halló que el polvo en las casas donde vive un perro al que se le permitía estar dentro y fuera de la misma tenía una mayor diversidad de tipos de bacterias y más especies de bacterias que las que se encuentran en el tracto gastrointestinal de las personas.

Esto no significa que aquellas personas que vayan a ser padres deberían correr a comprar un perro. Aunque el estudio halló una asociación entre los perros y la salud respiratoria de los ratones, no estableció causalidad. Y los resultados de los estudios con animales no siempre son replicados en los seres humanos.

Más información

La Academia Americana de Alergia, Asma e Inmunología (American Academy of Allergy Asthma and Immunology) ofrece más información sobre cómo prevenir las alergias y el asma en los niños.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2013, HealthDay