Consulte también:

Definición

El asma es la inflamación y el estrechamiento de los bronquios. El aire entra y sale de los pulmones a través de ellos.

Bronquio inflamado en los pulmones

Copyright © Nucleus Medical Media, Inc.

Causas

La causa del asma es desconocida. Aparentemente, en algunas familias existe una tendencia hereditaria. La investigación actual sugiere que se debe a una combinación de factores ambientales, genéticos y biológicos. El tabaquismo durante el embarazo es particularmente perjudicial y eleva el riesgo de los niños de padecer asma infantil. Las infecciones virales infantiles están relacionadas con un desarrollo de asma posterior. Los posibles factores desencadenantes de un ataque de asma en una persona con asma incluyen:

  • Hacer ejercicio
  • Clima frío
  • Enfermedad viral
  • Sinusitis
  • Enfermedad del reflujo gastroesofágico (ERGE)
  • Los sulfitos usados en la fruta deshidratada y el vino
  • Medicamentos, como aspirina , ibuprofeno y betabloqueantes
  • La exposición a agentes irritantes o alérgenos, como:
    • Humo de cigarrillo
    • Humo de estufas a leña
    • Caspa de un animal doméstico
    • Polvo
    • Químicos
    • Moho y enmohecimiento
    • Polen
    • Niebla contaminada o contaminación ambiental
    • Productos perfumados
Factores de riesgo

Estos factores aumentan sus probabilidades de desarrollar·asma. Informe al médico si presenta alguno de los siguientes factores de riesgo:

  • Vivir en un área urbana grande
  • Respirar constantemente el humo de cigarrillo (que incluye ser fumador pasivo)
  • Aspirar constantemente químicos industriales o agrícolas
  • Que uno de los padres haya tenido asma
  • Antecedentes de múltiples infecciones respiratorias durante la niñez
  • Bajo peso al nacer
  • Padecer sobrepeso
  • Enfermedad del reflujo gastroesofágico (ERGE)
  • Tomar medicamentos, como acetaminofeno
Síntomas

Los síntomas incluyen:

  • Sibilancia
  • Opresión en el pecho
  • Dificultad para respirar
  • Falta de aire
  • Tos
  • Dolor en el pecho
  • Ejercicio autolimitado, dificultad para mantener el ritmo de los demás
Diagnóstico

El médico le preguntará acerca de sus síntomas y antecedentes clínicos, y le realizará un examen físico:

Las pruebas pueden incluir:

  • Examen de flujo máximo: consiste en soplar rápidamente y con fuerza adentro de un instrumento especial que mide el aire
  • Pruebas funcionales respiratorias (PFT, por sus siglas en inglés): consisten en respirar adentro de una máquina que registra la información sobre la función de los pulmones
  • Pruebas de broncoprovocación: son pruebas de la función pulmonar que se realizan después de la exposición a la metacolina, la histamina o al aire frío o seco para estimular el asma. Pueden ayudar a confirmar asma en casos que no son claros
  • Óxido nítrico exhalado (un indicador de la inflamación de las vías respiratorias): para sugerir el diagnóstico y administrar los medicamentos
  • Pruebas de alergia: normalmente son pruebas de la piel o, a veces, análisis de sangre para detectar si es posible que los síntomas sean provocados por alergias
Tratamiento

La estrategia de tratamiento para el asma incluye cuatro aspectos:

  • Control y evaluación regulares: los programas en línea cuyo objetivo es ayudarlo a manejar sus propios síntomas pueden mejorar el control del asma y la función pulmonar (consulte American Lung Association o Asthma and Allergy Foundation of America). Permanecer en contacto con el médico entre las consultas puede ayudarlo a que no deba ser hospitalizado y a controlar mejor el asma. Ya sea que se mantenga en contacto con el médico por teléfono, por correo electrónico o a través del sitio web del médico, la buena comunicación y el control de los síntomas son muy importantes.
  • Control de los factores contribuyentes (p. ej., reflujo gastroesofágico y sinusitis) y evasión de los alérgenos o agentes irritantes
  • Educación del paciente
  • Medicamentos

Debe formular un plan de acción para el asma con su médico. Deberá seguir este plan para ayudar a controlar el asma y manejar los ataques de asma. Además, puede ser útil aprender técnicas de respiración con ayuda de un fisioterapeuta.

Medicamentos contra el asma
Medicamentos que se usan para controlar el asma

Estos medicamentos se usan para controlar la afección y evitar ataques de asma, pero no para tratar un ataque agudo:

  • Corticoesteroides inhalados: se usan a diario para reducir la inflamación de las vías respiratorias
  • Beta agonistas de acción prolongada (p. ej., salmeterol inhalado): se usan diariamente para prevenir ataques de asma. En la mayoría de los casos, se recetan junto con un corticoesteroide inhalado.
    • Pueden aumentar el riesgo de muerte por asma, intubación (introducción de una cánula por la tráquea para respirar) y hospitalización. Si tiene alguna inquietud, consulte con el médico.
  • Cromoglicato sódico o inhalador de nedocromilo sódico: se usan a diario para prevenir manifestaciones de asma o síntomas provocados por el ejercicio
  • Zafirlukast , zileutón y montelukast : se toman a diario para prevenir ataques de asma
  • Omalizumab (Xolair): un anticuerpo monoclonal contra la inmunoglobulina E (IgE), que se suministra mediante inyección subcutánea y se usa junto con otros medicamentos
  • Teofilina : se toma a diario para prevenir ataques de asma. No se usa con tanta frecuencia debido a su interacción con otros medicamentos
Medicamentos usados para tratar un ataque de asma

Estos medicamentos se usan para tratar un ataque de asma:

  • Los beta agonistas de acción rápida: (p. ej., albuterol inhalado, xopenex ) relajan las vías respiratorias para que vuelvan a expandirse. También se los puede usar para evitar ataques de asma provocados por el ejercicio
  • Agentes anticolinérgicos: medicamentos inhalados, como ipratropio , que funcionan como broncodilatadores y, normalmente, se usan en situaciones de emergencia
  • Corticoesteroides: medicamentos en forma de comprimidos, inyecciones o administrados por vía intravenosa (IV) que se indican para tratar la manifestación aguda de los síntomas.
    • Si tiene asma agudo que no mejora con otros tratamientos, puede tomar comprimidos durante más tiempo.
  • Epinefrina : una inyección que se suministra para detener un ataque de asma
Prevención

No hay pautas generales para prevenir el asma, puesto que se desconoce la causa. Sin embargo, usted puede ayudar a prevenir los ataques de asma al evitar los factores que provocan los ataques. Algunas pautas generales son:

  • Mantenga las ventanas cerradas.
  • Considere la posibilidad de adquirir una unidad limpiadora de aire HEPA portátil para utilizar en las áreas donde duerme.
  • Considere colocar filtros de partículas de aire de alta eficiencia (HEPA, por sus siglas en inglés) en el sistema de calefacción, de aire acondicionado o en la aspiradora.
  • Mantenga un nivel de humedad bajo en el hogar.
  • Evite hacer ejercicio intenso en los días de mucha contaminación ambiental, mucho polen o niveles altos de ozono.
  • Aplíquese la vacuna contra la gripe estacional cada año.
  • Reciba tratamiento para la sinusitis y las alergias.
  • No fume. Si está embarazada, es muy importante que no fume.
  • Evite aspirar productos químicos o ser fumador pasivo. Dedique un tiempo a revisar con el médico sus actividades laborales, pasatiempos y actividades domésticas para ver si alguna puede causar o empeorar el asma.
  • No utilice una estufa ni chimenea a leña, incluidas las chimeneas de gas sin ventilación. Los investigadores informan que el uso de un sistema cerrado o sistemas de calefacción no contaminantes puede ayudar a reducir los síntomas de asma infantil.
  • Si tiene ataques de asma a causa de alergias, consulte con el médico acerca de vacunas contra esas alergias. Si comúnmente tiene síntomas nasales (congestión, secreción excesiva o picazón en la nariz), el tratamiento puede mejorar ampliamente el asma.
  • Consulte con el médico sobre:
    • El nivel adecuado de ejercicio para usted
    • Formas de controlar el asma: le permitirán identificar y tratar las manifestaciones de inmediato.